lunes, 3 de agosto de 2020

Shadows in Kyoto





En 1867, el bakufu de Edo - el último shogunato feudal en Japón - cedió al emperador Meiji el poder para gobernar: pero los Oniwaban, un grupo encubierto de espías, todavía trabajaban para el shogunato con el objetivo secreto de proteger al shogun y recabar información valiosa. Los Oniwaban se disfrazaron para ocultarse y establecieron su sede central secreta cerca de Hanamikoji, la famosa calle de Kyoto. En 1878, con la ayuda de hábiles agentes femeninas, los Onibawan asesinaron al secretario de estado, lo que planteaba una seria amenaza para el gobierno de Meiji.

Frustrado por la mera existencia de los Oniwaban, el gobierno de Meiji contraatacó con una agencia de inteligencia propia. Su financiación gubernamental combinada con la avanzada tecnología de la Revolución Industrial (como pistolas aturdidoras eléctricas, sistemas de defensa de misiles y aparatos de escucha sin cables), giraron las tornas del conflicto y dejaron a los Oniwaban severamente perjudicados.

La lucha se alargó durante varias décadas hasta que Japón sufrió una depresión financiera en 1927, después de la Primera Guerra Mundial. La inestabilidad creció y los Oniwaban estuvieron más activos que nunca: tras meses de investigaciones secretas, finalmente descubrieron el archivo responsable de toda esa tecnología tan avanzada. Al mismo tiempo, el gobierno localizó la sede central secreta de los Oniwaban. Todo ello llevó el conflicto a una conclusión dramática, que históricamente tuvo un vencedor. Pero en este juego, ¡Tú decides el desenlace!.

2 Tomatoes nos trae esta propuesta tan cuidada para dos jugadores. En la misma línea que el juego de cartas Hanamikoji.


                         - 1 tablero de juego.
            - 50 cartas de localización.
            - 16 cartas de táctica.
            - 6 cartas de equipo.
            - 8 cartas de carisma.
            - 12 peones de agente.
            - 12 pegatinas de agente.
            - 2 hojas de referencia.

       







      La caja tiene un tamaño muy manejable, con una cuna para meter todos los elementos. Las cartas se pueden enfundar sin problema.

Shadows in Kyoto es un juego para dos jugadores con una mecánica muy sencilla. En este apartado os voy a explicar las normas básicas, pero el juego dispone de cartas adicionales para añadir mecánicas diferentes, lo que hará que le juego gane mucha rejugabilidad y se `complique` un poco.

Una vez que hayáis elegido bando; gobierno (amarillo) o Oniwaban (verde), dará comienzo la partida. El jugador que haya elegido los Oniwaban será el que comience.

Se colocará el tablero y a continuación los meeple de los espías, de manera que el número que contienen nuestras fichas solo lo veamos nosotros. Es importante esta numeración, ya que serán decisiva para resolver conflictos. 3>2>1>0 pero ojo porque el 0>3. Otro aspecto a tener en cuenta es si el meeple lleva o no información real, la información real está marcada con un punto rojo.

Una vez colocadas nuestros espías, cada jugador cogerá 4 cartas de localización y 2 de táctica (estas últimas cartas están explicadas en las hojas de referencia, lo cual se agradece mucho durante las primeras partidas).

En nuestro turno usaremos una carta y robaremos otra (del mazo de táctica o de localización) pero una vez terminados los mazos no se repondrán. Si usamos una carta de localización solo podremos avanzar una casilla hacia delante o una casilla en diagonal hacia dicha localización. En el tablero hay dos casillas que indican las sedes, a la que solo podrá acceder el jugador que corresponda a ese bando. También hay casillas neutrales, a las que se podrá acceder con cualquier carta.

La partida se puede resolver de diferentes formas:

1. Llegando a la casilla del final del tablero con un espía que posea información real (con el punto rojo)
2. Capturando a dos espías del bando contrario con información real. ¿Cómo se captura? Cuando un jugador se coloca en la misma casilla que otro habrá un conflicto. El jugador que genere el conflicto mirará la puntuación del espía contrario (pero sin revelar la suya). Si gana el conflicto capturará al peón.
3. Capturando a 3 espías con información falsa. Si un jugador captura 3 espías con información falsa perderá.



Cómo podéis observar es un juego de mecánica muy sencilla, lo complicado consiste en ponerte en el lugar de tu adversario y anticiparte a sus movimientos para interceptar al espía adecuado. 

Además, hay que ser astuto y jugar tus propias cartas con mucha cabeza para intentar preservar a tus espías con información real.

 


Nos encontramos ante un juego con un alto contenido estratégico. Por lo que se lo recomiendo a todas las personas a las que le guste este tipo de juegos. Además, un punto muy a su favor es que el azar no es decisivo. 

Un juego orientado a un público más adulto, al que no podrás jugar solo una partida.

Recomendado a todas las parejas jugonas. En esta época viene genial para meter en la maleta y echar una partidita dónde estés.


Shadows in Kyoto es un juego para 2 jugadores con la misma estética que Hanamikoji.

Uno de sus puntos fuertes es el arte y todos los detalles que tiene junto con la calidad de los componentes. Los meeples son de lo más originales, me han encantado.

La rejugabilidad es absoluta, ya que nunca sabes cómo colocará sus peones su adversario. Aunque si juegas muy frecuentemente con la misma persona quizás puedas aprender su táctica o movimientos. Las reglas avanzadas hacen que cada partida sea muy diferente de la anterior y se convierta en un juego adictivo.

La portabilidad es otro de sus puntos fuertes, ya que cabe perfectamente en una mochila.

Como os he dicho antes me parece un juego de estrategia de lo más adictivo, no podrás jugar solo una partida. Por lo que os lo recomiendo sin ninguna duda. Por todo le doy un...



Si os gustan los juegos de mesa, animaros a seguir el blog para no perderos ninguna novedad 😉

1 comentario:

  1. ¡Hola! Pues a pesar de que el juego no tiene mala pinta, la verdad es que prefiero los juegos de mesa en los que tenemos varios jugadores para así poder jugar con grupos de amigos, así que en esta ocasión no creo que me anime.

    ¡Nos leemos!

    ResponderEliminar

¡Anímate a comentar!
Agradezco todos y cada uno de vuestros comentarios♥☺